Nueva York, (EFEUSA).- Después de casi un año desde la descongelación en las relaciones con Cuba, la Administración de Barack Obama ve el acceso a internet en la isla como el mayor reto para dar paso a mayores inversiones estadounidenses.

Acceso a internet es el mayor reto para atraer inversión extranjera a Cuba. Un grupo de jóvenes navegan por la internet en sus dispositivos móviles en una de las zonas habilitadas con Wifi en La Habana (Cuba). EFE/Archivo.
Acceso a internet es el mayor reto para atraer inversión extranjera a Cuba.
Un grupo de jóvenes navegan por la internet en sus dispositivos móviles en una de las zonas habilitadas con Wifi en La Habana (Cuba). EFE/Archivo.

Durante una conferencia en Nueva York, el subsecretario adjunto para el Hemisferio Occidental, Alex Lee, subrayó hoy la importancia que Obama ha puesto en las telecomunicaciones en Cuba desde que se empezaron los acercamientos con Cuba, en diciembre del año pasado.

“La meta del presidente Obama es que el presidente cubano establezca internet”, aseguró Lee.
Aunque hace cuatro meses Cuba vive un inédito, pero todavía limitado, incremento del acceso a internet, con 35 nuevos puntos de conexión wifi, la mayor parte de la población no la disfruta por motivos financieros.

“El servicio de internet es demasiado caro para el cubano promedio”, dijo Lee. “Entonces, estamos tratando de crear incentivos para que el gobierno cubano reconsidere su póliza frente al internet”, agregó.

Estos incentivos incluyen diálogos donde se promueva los beneficios económicos que le trae el internet al comerciante. “Se puede vender todo por internet, así sean traducciones, gráficos, arte”, insistió.

Durante la conferencia, el consejero general del Departamento de Comercio, Kelly Welsh, destacó la importancia del internet para los proyectos como la Zona Especial de Desarrollo del Mariel (ZEDM), un puerto mercante y un gran centro empresarial para conquistar inversión extranjera que sigue en construcción.

“Es imposible que el Mariel se desarrolle sin internet de alta velocidad”, opinó el consejero.

Para fomentar el desarrollo de este proyecto, la secretaria de Comercio de EE.UU., Penny Pritzker, inició su primer viaje oficial a Cuba, a principios de octubre, con una visita a la ZEDM.

“Los intereses comerciales para Cuba han crecido de manera exponencial”, según Welsh. “Hay representantes de empresas como Caterpillar, Sprint, y American Airlines viajando a Cuba ahora”, aseguró.

Por su parte, Lee reconoce que la inversión financiera y el aumento de puntos de conexión wifi depende de los pasos de la administración de Castro.

“La reacción del gobierno cubano ha sido fascinante sobre el internet. Es un paradigma sobre quién controla los medios de información”, dice Lee.

“Creo que hay muchas cosas que el gobierno cubano puede hacer para aprovechar las oportunidades que le son presentes actualmente”, señaló.

Ambos altos funcionarios lamentaron la lentitud de los cambios desde que Obama y Castro anunciaron los acercamientos diplomáticos de ambos países, pero reconocieron que no es inesperada.

Además, se mostraron optimistas con lo que trae el futuro de esta relación entre países que va abandonando la mentalidad de la Guerra Fría que la caracterizó por más de cincuenta años.

“Si Cuba y Estados Unidos continúan con estos pasos pueden seguir construyendo una relación de beneficio mutuo”, concluyó Welsh.

Aparte de evaluar la importancia del internet en Cuba, la conferencia, auspiciada por la Sociedad de las Américas y por CAF-banco de desarrollo de América Latina, reunió a académicos cubanos y empresarios para discutir la nueva era en las inversiones.