Santos dice que la lucha contra el narcotráfico se fortalecerá tras el fin del uso del glifosato El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos. EFE/Archivo
Santos dice que la lucha contra el narcotráfico se fortalecerá tras el fin del uso del glifosato
El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos. EFE/Archivo

Bogotá, (EFE).- El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, aseguró hoy que tras suspender las aspersiones del herbicida glifosato, usado para eliminar cultivos de coca, la lucha contra el narcotráfico se va a “fortalecer” en el país.
Así lo avanzó durante el programa gubernamental Agenda Colombia, donde profundizó en la suspensión de las aspersiones que anunció este sábado y que, según diversos sectores del país, supone perder una importante arma para eliminar cultivos ilícitos.
“La lucha contra el narcotráfico se va más bien a fortalecer”, declaró el mandatario, quien subrayó que la suspensión es “una medida de precaución” en acatamiento a “una orden de la Corte Constitucional”.
El alto tribunal ordenó el año pasado hacer seguimiento a los posibles efectos nocivos que la aspersión del herbicida tuviera sobre la salud humana y, en caso de ser perjudicial, aplicar el principio de precaución y suspenderla.
El mes pasado, el Ministerio de Salud emitió una recomendación al Gobierno para suspender las fumigaciones de glifosato basadas en un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que clasificó ese herbicida como primero en la lista de los cinco plaguicidas probablemente carcinogénicos para los humanos.
Sobre los efectos del glifosato sobre los cultivos, Santos especificó que su efectividad “estaba puesta en tela de juicio” ya que, detalló, según cifras de Estados Unidas, se observa un incremento de las hectáreas sembradas de coca.
“Eso nos indica que la aspersión no está teniendo el efecto que estábamos buscando y que tenemos que buscar fórmulas más efectivas y en este caso menos dañinas para el medio ambiente y la salud pública”, explicó el presidente.
Asimismo, añadió que ha ordenado al ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, y a la cúpula de la Policía Antinarcóticos, que elaboren “un plan de transición” que sirva de “reemplazo” cuando se haga efectiva la suspensión.
En este sentido, especificó que ha dado “instrucciones perentorias para que no se debilite, todo lo contrario, se fortalezca la lucha contra toda la cadena del narcotráfico”.
Y en cuanto a las críticas que sostiene que esta medida es en realidad una concesión a la guerrilla de las FARC, con la que su Gobierno negocia la paz desde noviembre de 2012 en La Habana, Santos sentenció que “no tienen ni pies ni cabeza”.
“Están diciendo hasta que esto fue una orden de las FARC, hágame el favor. Que eso fue una orden de La Habana, que eso fue pactado en La Habana. Eso es falso”, insistió.
Santos destacó que, no obstante la suspensión de las aspersiones de glifosato, su Ejecutivo mantiene colaboración plena con Estados Unidos porque “en esto tenemos total coincidencia, tenemos que ser socios en la lucha contra el narcotráfico y seguiremos siendo socios”.